lunes, 21 de mayo de 2018

Sectores de población

Sectores de producción y economía: el sector primario

El más básico de todos los sectores de producción es el conocido como sector primario. En él se aglutinan todas las actividades encaminadas a extraer o cosechar productos de la tierra e incluye la producción de materias primas y alimentos básicos. Las actividades asociadas con este sector son:
  • Agricultura y recolección.
  • Minería y extracción de canteras.
  • Silvicultura.
  • Pastoreo.
  • Caza.
  • Pesca.
En el siglo XIX, dos terceras partes de la fuerza de trabajo se dedicaban al sector primario mientras que, hoy día, en países desarrollados esta cifra no suele sobrepasar el 5%. A medida que un país se diversifica económicamente, los niveles terciarios se vuelven más importantes. Sin embargo, el sector agrícola sigue siendo la piedra angular de la economía, incluso cuando la economía secundaria es más importante, ya que es la única con capacidad de cubrir las necesidades básicas.
A la vez, hay que tener en cuenta que, mientras que algunos países, en vías de desarrollo generalmente, todavía operan en un sector primario de forma predominante; las economías emergentes se empiezan a despegar y, por ejemplo, en el caso de India, los tres primeros sectores se encuentran más o menos a la par.

Sectores economicos de Rusia

La economía de Rusia es un mercado singular que por un lado se basa en la exportación de recursos y bienes de consumo y por otro lado, tiene una gran experiencia en sectores tecnológicos como la industria aeroespacial, la energía atómica y los complejos militares e industriales.
Estructura sectorial de la economía 
Rusia es una economía de servicios donde el sector servicios representa el 55,9 % del Producto Interior Bruto (PIB); la industria, el 39,5 %; y la agricultura, un 4,5 %, según el Servicio Federal de Estadísticas de Rusia (Rosstat).
El sector servicios
El sector servicios predomina en la economía de Rusia al contribuir con casi un 56 % al PIB total y al tener 45 millones de personas empleadas, número que aumenta cada año, frente al número de trabajadores de los sectores de la agricultura e industria, que disminuye.
El mercado minorista, el turismo y la publicidad son algunos de los principales sectores del área de servicios.
La industria 
Alrededor del 32 % de la población rusa trabaja en el sector industrial, que aporta alrededor del 40 % del PIB total del país. Rusia tiene industrias manufactureras bien desarrolladas, como la industria química, la automovilística y la electrónica. El acero, el aluminio y la industria del níquel son algunas de las industrias del metal más importantes de Rusia, que también son una considerable fuente de ingresos. La extracción de petróleo y gas y la industria alimenticia también contribuyen generosamente al PIB ruso.
La agricultura
Alrededor del 10 % de la fuerza laboral de Rusia está involucrado en el campo agrícola y los sectores relacionados con el aporte de casi un 5 % del PIB total del país. Las modernas tecnologías incorporadas a la agricultura han producido una mejora en el campo después de la caída del sector durante la crisis de 1998. El ganado y los cereales son los principales productos agrícolas del país: las regiones del norte del país se centran en la ganadería, mientras que los territorios del sur están especializados en la producción de alimentos de grano.

Burbuja inmobiliaria en españa

El pinchazo de la burbuja inmobiliaria nos puso los pies en el suelo. El golpe fue hiriente, doloroso,duro... Corría el año 2000 cuando el sector de la vivienda comienza a crecer desaforadamente. Los precios subían un 17% anual con una inflación muy reducida, lo que implicaba un elevado crecimiento en términos reales. Cada año se iniciaban una media de unas 600.000 casas, llegando al récord de 762.540 en 2006, más que las iniciadas por Alemania, Italia, Francia y Reino Unido juntas, según datos del Ministerio de Fomento. Las grúas eran habituales del paisaje, casi un elemento de orgullo nacional.
El crédito barato y fácil para todo el mundo hizo el resto. Se había generado una burbuja de consecuencias inimaginables, una crisis de sobreendeudamiento desorbitado. “En el punto de máximo apogeo [en 2007], del total del crédito el 60% se concentraba en la construcción, compra y venta de viviendas, alcanzando el billón de euros (o el 100% del PIB)”, dice José García Montalvo, catedrático de Economía de la Universitat Pompeu Fabra de Barcelona. Unos años después aquello era insostenible y la crisis financiera global contribuyó a que el ajuste fuera más violento. Se ponía fin al milagro económico español.
En los últimos 30 años el precio del metro cuadrado ha aumentado en torno a un 355%

Accidente minero

El suceso, el peor accidente minero de n los ultimos 18 años,se registró sobre la una y media de la tarde. En ese momento, se abrió una bolsa de gas, sin que se produjera ninguna explosión. El grisú, silencioso e inodoro, salió de forma súbita (fue un “repentino escape”, según la empresa), por lo que los mineros no tuvieron tiempo de colocarse las máscaras de protección.
Los más cercanos al punto del escape cayeron desplomados. Varias fuentes apuntan a que la fuga debió ser “muy grande”, ya que los fallecidos estaban esparcidos en la galería, un pasillo de unos 200 metros, con una anchura de cinco metros y cuatro de altura.
José Antonio Colinas, delegado sindical en Pozo de San Emilio, los vio salir. “Me llamaron por teléfono y me dijeron que había ocurrido un accidente un poco grave”. Llegó a la mina antes que las ambulancias. “Vi salir al primer compañero por su propio pie; el segundo iba en camilla pero consciente… pensé que no sería tan grave, pero los siguientes salieron todos muertos”.
Después de la tragedia, los compañeros corrieron a la entrada de la mina, situada a lo alto de una montaña. Los familiares, desgarrados, imploraban información sobre las víctimas. Los vecinos apoyaban a las víctimas de un territorio marcado por un oficio centenario y peligroso. Unos 200 lugareños lloraban la desgracia, un miedo con el que viven a diario. “Para ganarse el pan, se han dejado la vida”, se apenaba Miguel Ángel Iglesias, un minero jubilado de ese yacimiento, propiedad de Hullera Vasco-Leonesa. Madres, mujeres, hermanos, hijos, muchos de ellos pequeños se fundían en abrazos y los llantos se sucedían entre los familiares, vecinos y compañeros.

La pesca en España

El estado español tiene una gran tradición pesquera, y un volumen de consumo de productos del mar de los más altos del mundo, estimada en 45 kg de pescado y mariscos por persona y año. Es una cifra altísima que supera el consumo medio mundial en un 128%, y el consumo de la Unión Europea en un 101%.
Para satisfacer esta alta demanda, la gran variedad de productos del mar presentes en nuestros comercios proceden de la flota española en aguas nacionales o europeas, pero sobretodo de caladeros lejanos, mediante nuestra flota de larga distancia, o de las importaciones de terceros países. De hecho, nuestra dependencia de la pesca exterior es tan grande, que 2 de cada 3 piezas de pescado que consumimos proceden de aguas extracomunitarias. Esto crea un comercio internacional muy complejo, donde España se sitúa como tercer importador mundial y noveno exportador.
La flota española es una de las más potentes, y la que tiene el mayor volumen de capturas de la Unión Europea. Según los últimos datos disponibles del 2011, está formada por 10.678 buques, la mayoría de los cuales (77%) usan embarcaciones de artes fijos inferiores a los 12 metros de eslora (pesca artesanal). El resto de los buques de pesca españoles, y que faenan tanto dentro como fuera de la UE, corresponden a la flota industrial o semi-industrial: 7% son buques de arrastre, el 11% cerco, el 4% redes de enmalle y el 1% restante son palangreros.

Seguridad social en españa

La Seguridad Social de España es el principal sistema de protección social del Estado. Su finalidad es garantizar unas prestaciones sociales concretas e individualizadas, para hacer frente a determinadas contingencias que pueden situar a la persona en situación de necesidad.

La Ley de Financiación y Perfeccionamiento de la Acción Protectora de 1972 intentó corregir los problemas financieros existentes, si bien, agravó los mismos al incrementar la acción protectora, sin establecer los correspondientes recursos que le dieron cobertura financiera. Por ello, no será hasta la implantación de la democracia en España, y la aprobación de la Constitución, cuando se produzcan una serie de reformas en los distintos campos que configuran el sistema de la Seguridad Social. 


lunes, 19 de febrero de 2018

La pesca en España

La pesca es la actividad económica destinada a obtener productos del mar. Estos pueden ser alimentos frescos destinados al consumo humano o materias primas para la industria, como pescado para congeladoras y conserveras, para obtener aceites y grasas o para hacer harinas. También se obtienen productos para elaborar fertilizantes.
España es un país eminentemente marítimo, asentado en una península y dos archipiélagos, cuya fachada norte y suroeste se abre al océano Atlántico y la costa este y sureste al mar Mediterráneo. Los productos pesqueros son un aporte fundamental de proteínas a la dieta alimenticia de la Península Ibérica. Existe una gran tradición pesquera en toda la costa, con zonas altamente dependientes en términos económicos y sociales de la actividad pesquera.
La flota pesquera española está constituida por unos trece mil buques de pesca, en los que trabajaban casi cuarenta mil tripulantes. Durante los últimos años, se ha mantenido la tendencia de reducción de la flota, especialmente de la flota de altura y gran altura.
Existen un total de 312 puertos pesqueros en el litoral español, destacando la importancia de los que se encuentran en Galicia (78 puertos), destacando Vigo, Marín, Cangas o A Coruña, en Canarias (56), con Las Palmas, Santa Cruz, Arrecife, y Andalucía (38), especialmente la atlántica, donde destacan los puertos de Cádiz e Isla Cristina.